¿Dónde está Dios?

ESCRITO POR Garrett Haley | Come Awake Writing Team
TRADUCIDO POR BENJAMIN KNOTT

¿Realmente está involucrado en mi vida?

Muchos Cristianos (con frecuencia los más jóvenes) se cuestionan si es verdad que Dios interviene en sus vidas. El Cristianismo mismo se basa en la certidumbre de que el suyo es un Dios personal que ama a sus criaturas – ¿pero acaso existe evidencia que lo acredite?

Parece que para muchos Cristianos pensativos hay dos argumentos que apoyan sus dudas:

El argumento de la experiencia. Observas y tomas cuenta de todo lo que pasa en tu vida y tienes serios problemas creyendo que Dios está involucrado contigo de forma personal. A veces tus oraciones son contestadas, otras veces no. A veces pasan cosas buenas, a veces no. Parece que todo es producto de causas normales, naturales, o del azar. Así que ¿dónde encuentras a Dios en todo eso?

El argumento académico. Estudias biología, antropología ó historia y te das cuenta de que el naturalismo puede explicarlo todo. Las estrellas, las planetas, y hasta los humanos mismos pueden ser explicados por medio de lo natural, y en gran parte, por medio de procesos muy conocidos por los expertos. Entonces, de nuevo, ¿dónde podemos ver a Dios?

¿Por qué no está mas involucrado
en nuestras vidas?
¿Siquiera existe una dimensión sobrenatural?

Muchos lidiamos con éstas preguntas cruciales.

Aunque quisiera, no tengo una respuesta contundente que lo soluciona todo, pero quiero compartir algo que ha sido de ayuda para mi en la lucha con estas preguntas. Considera estos (a primera vista, aleatorios) pasajes de la Biblia:

¿No me vestiste de piel y de carne, y me entretejiste con huesos y tendones? | Job 10:11 LBLA

El es quien cambia los tiempos y las edades; quita reyes y pone reyes; da sabiduría a los sabios, y conocimiento a los entendidos. | Daniel 2:21 LBLA

vuestro Padre que está en los cielos… hace salir su sol sobre males y buenos, y llover sobre justos e injustos.| Mateo 5:45 LBLA

¿Qué es lo que tienen en común estos tres pasajes?

Si observas bien, verás que cada una de ellas atribuyen eventos muy normales, naturales a la voluntad (intervención) de Dios.

  • la concepción y desarrollo de un bebé en el vientre materno
  • los cambios de estación y de los líderes políticos
  • la salida del sol y las condiciones meteorológicas

Todos estos eventos son cosas naturales ¿no? Todas son cosas comunes, fáciles de entender (relativamente) y carecen de elementos milagrosos.

Sin embargo, los escritores bíblicos miran estas cosas y concluyen que la mano de Dios está en todas ellas. Job, Daniel, e incluso Jesús mismo reconocen que Dios a menudo trabaja por medio de eventos y procesos no sobrenaturales. Fueron testigos de las mismas cosas que tu y yo experimentamos, y reconocieron la intervención de Dios.

Y lo que significa para ti, es esto;

Solamente porque no experimentas cosas milagrosas, sobrenaturales,
no debes concluir que Dios no es real.

Dios elige usar medios naturales para cumplir Sus propósitos en nuestras vidas.

Si, podrías despacharlo todo citando eventos aleatorios, fortuitos (Eclesiastés 9:11). Podrías decir que no existe una dimensión espiritual. Podrías mirar tu vida y concluir que Dios no está y no hace nada en ella.

Pero estos tres pasajes bíblicos evidencian que Job, Daniel y Jesús supieron mirar a través del tiempo y del azar, a través de lo ordinario y cotidiano de la vida, y ver a Dios.

¿Deberíamos hacer lo mismo?
Haga clic aquí para ver el artículo original en inglés.
Click here to view the original article in English.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.